jueves, 9 de octubre de 2008

¿Por qué quiere ser buena persona?

Sea bueno, no mienta, no desee mal a los demás, no se salga nunca más allá de los límites que encierran y limitan a la masa de la que forma parte. Esculpa día a día una buena reputación, vaya puliéndola, hágala más bella que la de los demás para que, cuando se muera, le sirva de lápida y los dolientes descoloridos digan "tan bueno que era". 

Sea bueno... 

Sea bueno...  

¿Por qué?

Disculpe que lo interrumpa en este momento y que le robe uno o dos minutos de su amable atención. El mensaje que le traigo es breve. Mi intensión no es ofender ni mucho menos molestar a nadie:

Mejor sea sincero con usted mismo y no se niegue a sus deseos. Arránquele los omnipresentes ojos a Dios con sus manos y píquelos con un cuchillo en su cocina; así podrá defecar y tener sexo sin la sensación de ser vigilado constantemente y estará libre de entregarse al sexo y al alcohol como tanto lo ha deseado. Métase heroína si tiene dinero para comprarla o váyase a vivir a un país donde sea legal y dése todo el gusto que su cuerpo aguante y dróguese en su casa, en los parques y en las clínicas que esos países desarrollados tienen destinadas para tal propósito. Mienta, pero sepa hacerlo bien; mienta tanto como quiera que si nadie se entera de sus engaños, sus mentiras serán siempre verdad. Quédesele viendo con cara de Anticristo a los que se suben a predicar a los buses y mueva su lengua con lascivia. Mastúrbese en los baños públicos y deje su número pintado en la puerta a la caza de sexo con desconocidos. Vea pornografía fuerte (bondage, coprofagia, fist fuck, geriafilia). Golpéese fuerte en la cara cuando lo ataque la ansiedad y muérdase los dedos hasta sacarse sangre. Mátese, si tantas son las ganas de hacerlo, pero mátese bien; no lo anuncie porque se va a arrepentir o se lo van a impedir. Sus papás lo trajeron al mundo sin consultarle, los muy irresponsables; ¡qué importa todo lo que le lloren y todo lo que le condenen!, usted ya va a estar muerto, libre. Destrúyase, si quiere; es su cuerpo, la única cosa que no le podrán quitar nunca. Si las personas que lo aprecian sufren, es sólo porque tienen sentimientos y formas de pensar convencionales, no es por su culpa. Si ellos no quieren que usted se mate es por egoísmo, para no tener que sufrir ellos y hacer todos los trámites que traería su muerte. Todos quieren morirse antes que los demás por egoístas, para evitar complicarse.


--
Esta entrada no lo obliga a nada. Foto de Amy Winehouse por Carolyn Djangoly para la revista Easy Living.

7 comentarios:

Ernesto Bautista dijo...

Amén.

Rocío dijo...

Ser 'buena' sólo me ha traído más problemas.
Desde que vivo sin mis padres soy más mala a mi estilo, a mi conveniencia.
¡yay!

Wingston González dijo...

¡siii! ¡hermosísimo post, broder! a destruirse a gusto se ha dicho. ¡sexo, coca-cola y rock satánico!

sim dijo...

primero.. tranqi q ofender a nadie es lo q menos deberia pre-ocuparte, es tu blog al fin y al cavo. Creo q es una cuestion tan tuya, escribis poesias, y escribis esto, sos motivo de filosofia.

Nadie dijo...

Neto, qué bueno ver que sos un devoto feligrés de este blog, :D

Qué bueno, Rocío, que actúe a su estilo y conveniencia... es lo mejor.

Menos mal que aclaró que es Coca-COLA, Wingston.

Qué lindo ver nueva gente comentando, sim. Si a mí no me importa que la gente se ofenda... pero tampoco trato de ofender a la gente, por lo menos no con esta entrada.

May the force be with you, young padawans.

malvadoyin dijo...

Hoy toda la gente quiere ser buena. Es cuestión de mercado. Todos son como empresas con responsabilidad social :)

Nadie dijo...

¿Has estado hablando con algún economista veá, Yin?