sábado, 4 de abril de 2009

I'm nobody! Who are you?

Ser Nadie no es cualquier cosa. Nadie siempre ha existido, desde hace miles de años. Ha sido mujeres y hombres y niños y niñas. Al morir el Nadie en turno, le lega al Nadie electo su complicada misión de ser Nadie. El nuevo Nadie sólo sabe quién es su antecesor, pues hereda de él directamente su (no)indentidad; mas nunca se le revela la enorme lista de Nadies que vivieron antes de ellos dos. Es al nuevo Nadie que le corresponde investigar su verdadero origen, los nombres y los rostros de aquellxs que han sido como él: Nadie.

Yo, el Nadie de inicios de siglo XXI, he logrado identificar algunos nombres. En El Salvador no cuento con los recursos necesarios para entregarme completamente a esa investigación, pero hago lo que puedo. 

La casualidad también me hace encontrar información: Una amiga muy querida me dio esta pista, este poema de Emily Dickinson, que quiero compartir con usted...¡AH! ¿Que quién es mi antecesor? No lo puedo decir, pues cuando yo muera, será responsabilidad del que elija dar con el nombre de quien me inició. Mejor lea el poema.

I'm nobody! Who are you? 
Are you nobody, too? 
Then there's a pair of us — don't tell! 
They'd banish us, you know. 

How dreary to be somebody! 
How public, like a frog 
To tell your name the livelong day 
To an admiring bog! 

¡Soy Nadie! ¿Quién sos vos?
¿Sos Nadie, también?
A pues hay un par de nosotros — ¡no lo digás!
Nos olvidarían, lo sabés.

¡Qué monótono ser alguien!
Qué público, como una rana
Decir tu nombre el día entero
¡a una ciénaga admiradora!

--
 Mala traducción casi literal de Nadie. Gracias Elena por mostrármelo (el poema) y contribuir así a la misión que me ha sido asignada.

5 comentarios:

Elena dijo...

Jajajaja, al leerlo solo me acordé de tu descripción en facebook: Hola, soy Nadie, y usted?

Y a los dos nos ha pegado la Emily Dickinson hoy.
Cucaverga!!!

Anti-Raúl dijo...

Esto me gustó, pero la leyenda se parece mucho a la de las caricaturas del fantasma. ¿Porqué no los demandás? Cucaverga. xD

Nadie dijo...

Elena, ¡¡cucaverga!!

Raúl, ¡¡cucaverga!! Pero, tanto Lee Falk como Dan Brown -por el Priorato de Sion- se han basado en la historia de los Nadie para escribir sus historias de ficción.

Orpheo dijo...

Yo iba a decir lo del Priorato... parecería que la historia y el linaje originales son mantenidos en mayor secreto que los ficticios.

Nadie dijo...

Cabal. Es que así debe ser. Si no, ¿cómo pues?